2009/12/02

> Komunikatua: FELGTB > LA FELGTB CRITICA A LA JUEZ DEL CASO GARTNER KG POR IGNORAR LA HOMOFOBIA

  • La FELGTB critica a la juez del caso Gartner KG por ignorar la homofobia
  • Calificar como enfermos a dos empleados por ser homosexuales e instar a despedirlos por ello no es injuriar según el juzgado
  • FELGTB, 2009-12-02
La Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, quiere mostrar su indignación por la decisión del juzgado de instrucción número 33 de Barcelona de archivar la querella contra la empresa Gartner KG por injurias homófobas a dos empleados homosexuales que en su momento fueron calificados de "enfermos" en un correo electrónico que se intercambiaron dos directivos. Del mismo modo el responsable de la empresa en Barcelona instaba a la dirección a despedirlos "cueste lo que cueste". Cabe señalar que la Fiscalía, incomprensiblemente, no asistió a la declaración del imputado en la que trató de demostrar que no quiso injuriar a los empleados.

Para Ximo Cádiz, responsable de diversidad sexual y ámbito laboral de la FELGTB “es evidente que la juez no ha hecho un mínimo ejercicio de empatía ni conoce lo que supone para un gay, una lesbiana, una persona bisexual o transexual el hecho de ser calificado como enfermo. Queremos aprovechar para recordarle que durante décadas las personas LGTB hemos luchado para que las instituciones médicas dejasen de definir la diversidad sexual, precisamente, como una patología, como una enfermedad. Suponemos que, aplicando el criterio de su sentencia, en el contexto de su trabajo, tampoco será una injuria que digamos que ella u otras personas son “enfermas” (de homofobia)”.

Asimismo, señala Cádiz “cuando se explicita que se procederá a despedir a los dos trabajadores “cueste lo que cueste” se está mostrando, claramente, la intención de la empresa”.

Antonio Poveda, presidente de la FELGTB hace una llamada a la judicatura para que sea más sensible y rigurosa en el estudio de las denuncias de homofobia. Para Poveda “sentencias como ésta contribuyen a reprimir aún más los escasas denuncias que siempre comportan costes personales y laborales para los trabajadores y trabajadoras. Es una mala señal que se pueda llamar “enfermos” a sus empleados homosexuales sin que eso implique una reprobación legal”. La FELGTB anima a los denunciantes a estudiar vías posibles de recurso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada